7 Tips para superar momentos incómodos durante el sexo

Todas hemos tenido un mal día en la salud o en el trabajo, y precisamente durante esas malas rachas nos volvemos inquietas al saber que nuestro amante aguarda en casa. ¡En espera de instantes muy románticos!

No queremos cortarle la emoción, pero tampoco sacrificarnos por complacerlo, porque indudablemente hay factores que interfieren en la líbido y son mata pasión. ¡Así nos disgusten! 

Por lo que te decimos algunos trucos para que los sepas sortear sin mayores problemas y salgas airosa. ¡Como toda una reina de la seducción!

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: 9 Frases clásicas que TODAS pensamos en la primera cita

1.Te sientes estresada. La llamada enfermedad del siglo XXI repercute en todo, hasta en la líbido debido al aumento de la hormona cortisol. Si la ansiedad o depresión te controlan, tu pareja comenzará a resentirse porque el trato puede desmejorar y afectará de manera negativa la relación. ¡No le provocará ni mirarte!

Hay muchas terapias anti estrés y está en nosotras buscar ayuda. Desde psicológica hasta terapia, yoga, gimnasia, natación o una simple caminata diaria. Darte pequeños gustos como comer lo que te gusta o mirar una buena película junto a tu amorcito será un plus para reanimarte.

2. Temes al embarazo o las enfermedades. Como siempre, lo mejor es cuidarte y pedirle a él que use preservativo. Si es tu pareja fija pero no desean un bebé en este momento, sigue los métodos tradicionales de control y mantén sexo seguro ¡con toda tranquilidad!.

Eres adulta y consciente de lo que haces y de los riesgos de mantener intimidad con otra persona. Infórmate sobre métodos anticonceptivos y goza con precaución. Recuerda que mujer precavida vale por dos.

3. Estás en modo desaliñado. No te has cepillado, peinado ni duchado y tu apariencia no es la mejor para que nadie se te acerque. Antes de salir huyendo, trata de incitarlo a posiciones sexuales donde tu cara esté a la inversa de la suya, así como el 69 o la llamada "carretilla" es decir, colocarte boca abajo mientras él te sujeta por las piernas y te penetra desde allí.

Nadie amanece perfecta, por lo que la mejor opción es sentirte segura de lo que vales. Juguetear y experimentar cosas nuevas en la mejor compañía será estupendo para los dos.

4. Pareces Miss migraña. ¿Tienes un malestar insoportable? Por si no lo sabías, el orgasmo es un buen método para combatir los dolores de cabeza causados por tensión acumulada, entre otros desencadenantes. Con la liberación de endorfinas, el cuerpo recibe analgésicos naturales que de acuerdo con estudios científicos, equivalen a dos aspirinas por orgasmo ¡así como lo oyes!

Mi consejo es que la próxima vez que quieras poner una cefálea como excusa, encontrarás que tener sexo es la mejor solución para el problema y ¡la más placentera de todas!.

5. Te sientes agotada. Con todas las ocupaciones de la mujer moderna, hay veces que no te entusiasma el sexo. Terminas de trabajar, atender a los hijos y la casa, por lo que ni pensar en complacer al marido en sus caprichos íntimos ¡Grave error! Si no encuentra satisfacción contigo irá a buscar en la calle lo que no se le ha perdido.

Dormir abrazados o pasar horas conversando es una excelente terapia que no requiere grandes esfuerzos. Hasta el silencio es cómodo cuando estás con la persona que amas y si le dedicas tu tiempo, lo sabrá valorar. Demuéstrense mucha comprensión y deja que todo fluya.

6. Tienes nueva pareja. Es natural sentir algo de temor y vergüenza la primera vez que compartes tu intimidad con alguien. Cuando ese sea el caso, apóyate en las posiciones que te han funcionado bien con anteriores amantes, y a medida que vayas conociendo a la persona, te irás sintiendo más confortable.

Tiempo al tiempo para acoplarse, recuerda que cada amante es una caja de sorpresas que te hará experimentar nuevas sensaciones desde el primer día.

7. Percibes fallas en la comunicación. Si últimamente son más los problemas que las satisfacciones, disfruten un rico baño con agua tibia y luego invita a tu pareja a que te de un masaje estimulante. Acaríciense y verás cómo poco a poco te vas sintiendo mejor y ¡con muchas ganas de hacer el amor!

Un método que no falla es encender velas, inciensos, usar ropa sexy y colocarte tu loción favorita. No hay mal día que no se olvide después de buena cama, un amante acalorado y ricos besos. ¡Prueba y verás!

Imagen vía Thinkstock

Topics: sexo  parejas  relaciones  consejos  orgasmo