Un hombre demandó a su esposa por fea ¡y ganó el juicio!

¡Juro que no es un chiste! Aunque te parezca difícil de creer, un hombre de origen chino llamado Jiat Feng demandó ante los tribunales a su mujer por considerar que había sido engañado por los atributos físicos de su esposa, como informó el diario La Nación. En otras palabras, el sujeto demandó a su esposa ¡por fea! Y ahora ésta tendrá que indemnizarlo con 120 mil dólares debido a que las autoridades fallaron a favor de Feng ¿¡lo puedes creer!?

Advertisement

Todo comenzó, cuando la pareja tuvo a su primer hijo y el sujeto pensó que el bebé no era de él porque supuestamente era demasiado feo y no se parecía a ninguno de los dos. Y como nadie le podía sacar de la cabeza la idea de que su mujer le había sido infiel, ésta le tuvo que confesar, que el niño sí se parecía a ella, pero antes de casarse con él, se había sometido a varias operaciones para cambiar su apariencia.

Y  ¿¡qué crees!? En lugar de que el sujeto comprendiera la situación de su esposa, decidió ponerle una demanda, alegando que había sido timado por su falsa imagen y que después de ver algunas fotos de su mujer, antes de las operaciones, ¡nunca se habría casado con ella! Y encima, le echó la culpa de que su primogénito hubiera nacido tan feo…

Sinceramente, yo en el lugar de esta mujer, habría sacado a este sujeto a patadas de mi casa y habría buscado una forma de demandarlo por daño emocional o lo que fuera. Y es que no entiendo, cómo es que la legislación china pueda apoyar a un hombre que, desde mi punto de vista, tendría que haber sido demandado también, por agresión verbal en contra de su mujer.

Además, ¿qué no se supone que dos personas deberían casarse por amor y no tanto por la atracción física? Reconozco que este aspecto también es importante en una pareja, pero basar una relación matrimonial en el aspecto físico ¡me parece una de las cosas más frívolas de este mundo!

Y en cuanto al hijo, tampoco es completamente la culpa de la mujer que éste, supuestamente, haya nacido "feo" porque un bebé lleva los genes de dos personas, así que en todo caso ¡el marido también tiene la culpa de que el niño no sea tan agraciado! En fin, no tengo palabras para este caso, qué mal que en China no se castigue a los seres humanos tan hirientes como éste, porque si hubiera una pena legal por cometer un daño emocional, este sujeto ¡le tendría que pagar millones a su esposa!

Imagen via ethermoon/flickr

¿Quieres encontrar a otras mamás como tú? ¡Sigue a MamásLatinas en Facebook!

 

 

Topics: divorce