Súper mamá embarazada se bate a duelo con cocodrilos y tienes que verla

Te confieso que cuando vi la foto de Martha Rivera, montada en el lomo de un cocodrilo y agarrándole la bocota a la bestia con aquellos dientes afiladísimos, me dio escalofrío. Y no pude evitar recordar al famoso cazador de cocodrilos australiano, el querido conservacionista Steve Irwin, quien murió víctima del ataque de una manta raya en un arrecife de coral. O en los entrenadores de orcas que han muerto atacados por estas ballenas en el Sea World. Tampoco pude evitar pensar en el riesgo que corre esta mujer haciendo su trabajo en el Parque Nacional Everglades en Florida. Y mucho más en su estado.

Advertisement

Lee más en ¿Qué más? Súper mamá se lanza bajo las ruedas de un coche para salvar a sus gemelitas de fatal accidente

Martha y su esposo Jeffrey hacen trabajo voluntario en un Puesto de Rescate de la Vida Salvaje en Los Everglades. La pareja tiene un hijo de 8 años. Y Martha está embarazada de 7 meses de su segundo bebé. Pero ni siquiera esa condición la detiene para andar lidiando ¡con feroces cocodrilos!

Y cuando digo lidiar, es que Martha se mete en el agua con los cocodrilos, les da de comer carne cruda, se monta en el lomo de los animales y hasta lucha con ellos. Dice que es adicta a la adrenalina. La verdad es que cada loco con su tema. Yo también hacía paracaidismo antes de tener a mis dos hijos y te juro que para mí no había nada como lanzarme al vacío desde 4.000 pies de altura, gozarme una caída libre y después "planear" cuando el paracaídas se abría. Pero después de que tuve mis hijos, no se me ocurre nada por el estilo.

También entiendo que Martha siga con su vida normal estando embarazada. Después de todo, el embarazo no es una enfermedad. Yo tuve dos embarazos perfectos y trabajé hasta el día que di a luz a mis dos hijos. Martha dirá que ese es su trabajo y que no tiene por qué dejar de hacerlo. Dice además que el embarazo no es impedimento y que es como tener una panza grande, más nada.

Además insiste en que ella conoce sus limitaciones, que sabe con qué cocodrilos jugar y con cuáles no. Que sabe qué trucos puede hacer y cuáles no. Y yo la entiendo pero no la secundo. Me parece admirable lo que hace, pero jamás haría lo mismo. Ha de ser que después que me hicieron mamá la vida para mí tiene otro sentido y siento que tengo que estar para mis hijos "sana y salva" por lo menos hasta que pueda mandarlos a la universidad.

Lo que hace Martha es admirable además porque no recibe paga por ello, si acaso las propinas del público que asiste a esta santuario de la vida salvaje de los Everglades donde ella deja a todos con la boca abierta por su habilidad de lidiar con estos feroces animales.

Finalmente tengo que decir que en cierta medida soy como Martha porque hago lo que me gusta y nada me aparta de mis sueños. Sólo que quizás mis gustos y pasiones son más convencionales. Tal vez un día alguien la descubra y pueda tener hasta su propio show de televisión con la participación de su esposo y de sus hijos, para quienes será natural ver a su mamá batiéndose a duelo con un cocodrilo. ¡Susto!


More ABC news videos | ABC Entertainment News

Imágenes vía ABC News

Topics: súper mamá  noticias insólitas  cocodrilos  trabajos insólitos  embarazada