IMPACTANTE: Bebita resucita en su funeral dejando a todos boquiabiertos

La pesadilla recurrente que alguna vez hemos tenido acerca de que nos entierren vivos, estuvo a punto de ocurrirle a una bebita de tres años en Filipinas, quien había sido pronunciada clínicamente muerta por los doctores la mañana de este sábado.

La pobrecita oriunda de Zamboanga había padecido fiebre alta durante varios días, y el fin de semana fue llevada a un centro médico local, donde los médicos pidieron que se prepararan los cortejos fúnebres, pues supuestamente carecía de signos vitales.

De no haber sido por un allegado quien notó algo inusual en pleno velorio, la hubiesen enterrado viva la mañana siguiente. Estando muy lejos del mundo exterior y de sus seres queridos, hubiera atravesado los momentos más horripilantes que podamos concebir. ¡Qué escalofriante!

Advertisement

Lee más en ¿Qué más?: 2 hermanitas mueren de la forma más estúpida y escalofriante

Por esas cosas de Dios, un familiar se acercó al ataúd y notó que la criatura había hecho un movimiento con su cabecita. ¡No eran ideas suyas! Cuando quisieron cerciorarse de lo que el testigo había visto, descubrieron que la niña tenía pulso y respiración ¡Estaba vivita y coleando! como dice la canción.

Su salud estaba intacta y mientras la daban por muerta, la pequeña se encontraba inconsciente. Nadie, ni siquiera el personal médico supo que se trataba de una bebita en recuperación, llena de vida y con un merecido futuro ¡Qué sinvergüenzas!

Medios reportan que el inspector policial Heidil Teeran, intentó explicar la gran confusión que se armó en el hospital, donde supuestamente había fallecido. "Durante ese tiempo, el personal de la clínica y el médico confirmaron que la joven paciente no tenía pulso y la pronunciaron clínicamente muerta el sábado alrededor de las 9 de la mañana".

Son unos matasanos. Lo digo sin que me quede nada por dentro. Así mandan bajo tierra a cualquiera que todavía pueda respirar, haciendo realidad la peor pesadilla de cualquier ser humano. Después que eso sucediera nadie la hubiera escuchado, ni los gusanos y me parece el peor acto de crueldad posible.

Por fortuna esta niñita podrá contarlo. Sus familiares grabaron con el celular un vídeo de los instantes milagrosos en que la rescataron del féretro, mientras la criaturita incrédula abría los ojos. ¡Qué alegría tan inmensa!

Ojalá todos los que perdemos a un ser querido tuviéramos la dicha de verlo resucitar, como les pasó a ellos. Aunque no entiendo una palabra de lo que dicen en su idioma, se percibe toda la angustia y emoción que sintieron al comprobar que la bebita estaba plena de vida.

Entonces se la llevaron cargada en brazos, lo más lejos posible de ese triste lugar, y seguramente la celebración fue por todo lo alto.

Me pregunto si la negligencia de quienes la mandaron a la funeraria pasará desapercibida. No debería quedarse así, pues ¡estuvieron a punto de desgraciarle el futuro para siempre! 

Imagen vía YouTube

Topics: bebes  funeral  milagro  noticia  negligencia