Le rompió la cara a la novia porque estaba enferma y no quiso tener sexo con él

Al parecer José Pérez es un hombre muy impaciente y violento. Llegó borracho a su casa, con ganas de tener relaciones sexuales con su novia y como ella estaba enferma, la molió a palos. Y eso no es todo le fracturó la cuenca del ojo y la nariz. Qué desgraciado. La pobre mujer tuvo que ser llevada al hospital y ahora esta joyita niega que le haya puesto un dedo encima. Sigue leyendo para que veas cómo fue todo.

Advertisement

Lee más en ¿Qué más? TODAS podemos ser víctimas de la violencia doméstica

José, una verdadera desgracia para nosotros los latinos, llegó a su casa la mañana del domingo, totalmente borracho. Cuando quiso acostarse con su novia, ella le dijo que no se sentía bien para tener sexo (yo me hubiera enfermado nada más de ver que un borracho se me abalance). Y el desgraciado no aceptó el no de la mujer por respuesta y ahí vino la paliza.

Luego la amenazó con matarla si llamaba a la policía. Por fortuna, la mujer se hizo la dormida, esperó que José cayera rendido en medio de su borrachera y sigilosamente fue a pedir ayuda a la casa de los vecinos y tuvo el valor de llamar a la policía. ¡Bravo por ella!

Fue llevada al Hospital del Desierto de Banner y resultó que tenía dos fracturas en su rostro. José por supuesto niega todo, pero tampoco logra explicar las lesiones de su novia.

Yo sólo espero que sobre José, quien está tras las rejas, caiga todo el peso de la ley y que su novia ya se haya convertido en su ex.

La violencia doméstica debe ser denunciada. Nadie debería sentir temor de la persona que ama. Si te reconoces a ti misma o a alguien que conozcas como víctima de la violencia doméstica sea física o psicológica, hay ayuda disponible. Comparto contigo este link The Hotline donde encontrarás ayuda en español las 24 horas del día, los 7 días de la semana. También puedes llamar al 1-800-799 SAFE. Y recuerda: nadie merece ser abusado ni física, ni emocional ni psicológicamente.

Imagen vía Thinkstock

Topics: violencia doméstica  violencia contra la mujer  violencia de género  maltrato a la mujer