Ya llegaron los refugios para "El Fin de Mundo", pero no todos podrán entrar

No es la primera vez que escucho que ya hay varias compañías haciendo negocio con el miedo que está provocando entre la gente, la teoría de que el mundo se acabará el 21 de diciembre del 2012. Hace unos meses,  escuché que una empresa en California llamada Vivos, estaba construyendo bunkers para albergar a más de 4 mil personas en 20 locaciones a lo largo de Estados Unidos. Y ahora resulta, que una empresa más,  ya le entró también al rentable "negocio del apocalipsis". Se trata del famoso Doom Shelter, un refugio tipo condominio que no sólo te ofrece protección ante una gran catástrofe, sino también, un área llena de lujos para que -quien pueda pagar dos millones de dólares- viva como rey.

Advertisement

El Doom Shelter se está construyendo en un abandonado Silo en Kansas, Estados Unidos y contará con catorce pisos con apartamentos, escuela, centro médico, piscina, biblioteca e incluso cine. Además de que se dice, que tendrá su propia huerta y su almacén de comida seca que podrá alimentar hasta a 70 personas por cinco años. En otras palabras, el supuesto refugio será como una mini ciudad y según su creador, Larry Hall, la edificación será capaz de resistir a casi todo.

Creo que no hace falta que te diga ¡que todo esto me parece despreciable! Los empresarios se están aprovechando de los sentimientos de angustia y miedo que están invadiendo a la gente. Y cuando leo este tipo de cosas, no descarto incluso, que toda esta locura del fin del mundo, haya sido desatada por ciertas industrias para tomar ventaja económica del pánico que se está apoderando de la humanidad.

¿Quieres encontrar a otras mamás como tú? ¡Sigue a MamásLatinas en Facebook!

En fin, yo sólo creo que en esta vida hay un "karma" y todo lo que se hace se paga. Así que, no me queda duda, de que si el mundo se llega a acabar, estas personas serian las primeras en irse al "infierno" debido a su avaricia ¡Y ni todo el dinero del mundo las podrá salvar si eso pasa! ¡Sí! Sé que quizás estoy exagerando, pero en serio, simplemente no soporto la idea de que la gente esté lucrando con los sentimientos de otros.  ¿Tu que piensas de todo esto?

Imagen vía FayerWayer