La súper telenovela de este Súper Martes. ¿Quién la protagonizará?

La cúpula republicana debe ser un manojo de nervios. Hoy hay elecciones internas en 10 estados y el resultado podría poner fin a meses de ataques, la mayoría poco elegantes, algunos bastante bajos, entre los contrincantes. Es un proceso que ha erosionado la imagen del partido y de los aspirantes a ser candidatos presidenciales.

Pero pocos creen que en éste Súper martes salga humo blanco, por copiar la alegoría de la iglesia católica. Si Mitt Romney arrasa, pues los demás quedan casi que como personajes secundarios o hasta extras en la telenovela que ha sido este esfuerzo electoral. Si pierde en varios estados o en el principal, Ohio, que es el que le aportaría mas delegados a su candidatura, entonces estamos fritas, amiga. Se vienen más meses de lo mismo, lo que a mí me parece un prospecto deprimente.

Advertisement

Hasta ahora ha sido cómico verlos diciendo cosas, tipo el comentario de Rick Santorum, el que va en el segundo lugar, que debió el fin de semana pasado decir que no es que está en contra de que la gente vaya a la universidad. O como el caso del comentarista de extrema derecha Rush Limbough que en el fondo el no piensa que la muchacha universitaria que hablo a favor del control de la natalidad fuera una "prostituta".

En todas partes, los políticos cambian de opinión según el momento, pero en esta campana republicana todos parecen cangrejos, dando un paso para adelante y tres para atrás. Romney mismo, debió explicar que él si se preocupa por los pobres, después de haber dicho lo contrario y como olvidar a Newt Gingrich, quien en este Súper martes sólo espera ganar en su natal estado de Georgia, cuando afirmó que el español era el idioma del gueto y después salió tratando de conversar en nuestra lengua con Jorge Ramos, en Univisión.

La gente está votando hoy en Georgia, Idaho, Massachusetts, Dakota del Norte, Ohio Oklahoma, Tennesse, Vermont, Virginia y Alaska, aunque en este último estado el proceso se alarga dos semanas. Pero lo más importante no es la cantidad de estados, si no los delegados que están en juego. En el proceso electoral en Estados Unidos no se cuentan votos sino los delegados que aportan mas estados. Entonces si quieres entender más o menos lo que pasa esta noche, fíjate quién gana en Georgia, que tiene 76 delegados, Ohio, que tiene 63 y en Tennesse que tiene 55.

Hasta ahora pues las primarias han sido un proceso a cuenta gotas, pero hoy podría ser definitivo y es importante para nosotras como ciudadanas aprender lo más que podemos de quiénes podrían dirigir el futuro de este país. Voy a estar pegada al televisor esta noche. ¿Y tú?

Imagen vía Gage Skidmore/flickr